logo PTS

Oeste GBA

CASO SABRINA OLMOS

LA BALA SALIO DE UN ARMA POLICIAL

Jorgelina Esteche

27 de agosto 2014

LA BALA SALIO DE UN ARMA POLICIAL

El día lunes Sabrina de 15 años salio al patio de su escuela al escuchar la campana del recreo, al tiempo una bala atraviesa su torax y muere en el acto. Esto ocurrió en la localidad bonaerense de Gervasio Pavón, partido de Morón,

Hoy nos enteramos que la bala que mató a Sabrina Olmos salió de una 9 milímetros, el armamento “oficial” de la policía bonaerense. Un nuevo caso de gatillo fácil en Morón. La indignación es enorme. Nuevamente la "maldita policía", que se cobra una víctima cada 28 horas, acaba con una vida joven.

Como resultado de esta forma de gatillo fácil se encuentran numerosos casos de muertes como el de la militante Sonia Colman, ocurrido en Del Viso en la navidad del 2007 cuando un grupo de policías comenzó a disparar en todas las direcciones en una zona céntrica mientras perseguía a dos adolescentes que habían robado una billetera.
Desde hace años el gobierno provincial viene reforzando la presencia policial en las calles y aumentando su poder de fuego. El argumento es la lucha contra la inseguridad. Pero es la misma policía la que aparece involucrada en los delitos más sangrientos y la que aprieta a los jóvenes de las barriadas populares para que salgan a robar para ellos. En la zona Oeste tenemos el caso de Luciano Arruga, el joven que se negó a robar para ellos en Lomas del Mirador.

Los responsables del delito organizado, la trata y el narcotráfico son la verdadera inseguridad que con total impunidad tiran a mansalva sin importarles nada.

Una vez más se cae a pedazos el discurso de Nuevo Encuentro que plantea democratizar está fuerza, muchos de nuestros alumnos son hostigados cotidianamente en los barrios más humildes del distrito o por portación de cara.
Hace unos días, en La Matanza, saltó a la luz una banda extorsiva del alto rango de policía a cargo de Granados. Ni hablar del rol nefasto de la gendarmería en las fronteras, sin la cual sería imposible el narcotráfico y las redes de trata y prostitución; mientras en la Panamericana reprimen a los trabajadores que luchan por su puestos de trabajo, como Lear y Donnelley, al mando de Berni ex carapintada.
Lucas Ghi y Sabbatella pactaron con Scioli la policía local luego de llenar las calles de gendarmería, bonaerense y cámaras, toda una cárcel a cielo abierto. No podemos pedirle seguridad a la institución más violenta y mafiosa de la sociedad.

Responsabilizamos al gobierno y a la institución policial por este crimen y exigimos su esclarecimiento.
Basta de impunidad! Basta de gatillo fácil!

Esteche Jorgelina. Delegada docente Suteba Morón, agrupación 9 de abril La Marrón.

Tel :011-155904-3121
twitter: @estechejor

Temas relacionados: