logo PTS

Nacional

Ni el INDEC de la patota ni estadisticas para el FMI

El INDEC es hoy uno de los temas para los que las cámaras patronales y organismos financieros internacionales quieren acelerar una resolución. Por eso tenemos, por un lado, los proyectos de la oposición de derecha, aprovechando el evidente debilitamiento del gobierno, que convierte el tema INDEC en uno de sus caballitos de batalla.

PTS

8 de julio 2009

El INDEC es hoy uno de los temas para los que las cámaras patronales y organismos financieros internacionales quieren acelerar una resolución. Por eso tenemos, por un lado, los proyectos de la oposición de derecha, aprovechando el evidente debilitamiento del gobierno, que convierte el tema INDEC en uno de sus caballitos de batalla. Y, por el otro, circulan versiones por los medios de que el propio gobierno quiere adelantarse (con los manotazos que está pegando) para recomponer su imagen antes de diciembre, es decir, antes del “Nuevo Congreso”, e ir hacia un proceso de “lavado de cara” del organismo estadístico1.

Se sabe por los medios que la derecha, a través de las reuniones del Grupo de los 7 (UIA, Cámaras Bancarias, de la Construcción, SRA, CRA, etc.) pretende blanquear las estadísticas que necesitan los lobbistas de la deuda externa2 y de los sectores que quieren “recuperar” inversiones del capital trasnacional.

Desde la Agrupación Marrón partimos de la siguiente idea fuerza: No queremos las estadísticas que quiere el FMI ni tampoco el INDEC de Moreno y la patota. Es decir, no queremos ninguna lavada de cara que pueda venir de la mano del gobierno para que sigan con la manipulación y mintiéndole al pueblo, escondiendo a los pobres y a los indigentes con los números truchos. Pero los trabajadores tampoco hemos luchado durante más de dos años y medio por que se reestructure el INDEC para los intereses que pretenden Macri, De Narváez o Carrió. Nada con los hambreadores de los ’90, de la Alianza o los que quieren más deuda externa.

En definitiva, no podemos esperar que nada bueno surja para los trabajadores de estos dos proyectos.

Las demandas de dos años de lucha

El conjunto de los trabajadores que participamos en este largo conflicto y la Junta Interna de ATE INDEC acordamos con algunos puntos que son insustituibles:

Que se vaya la intervención K y la patota de Moreno y UPCN; que se terminen las sanciones como los desplazamientos, sumarios y causas judiciales inventadas, la quita de los adicionales que son parte de nuestros magros salarios, al igual que la discriminación de los trabajadores contratados que participan del conflicto y aún hoy siguen siendo precarizados, la restitución de tareas de todos los desplazados y el retorno de quienes fueron obligados a renunciar; la demanda de aumento salarial de emergencia; y cumplir con las actas ya firmadas entre la Jefatura de Gabinete, el Ministerio de Economía, ATE y CTA, sin perjuicio al reclamo sindical de pase a planta permanente y una nueva carrera administrativa para los trabajadores del sector.

Sin embargo, desde la Agrupación Marrón venimos sosteniendo que este pliego de reivindicaciones sólo puede ser llevado adelante por la lucha de los trabajadores, con todo el peso de ATE y la CTA para lograrlo; sin medias tintas: el apoyo debe ser firme con un plan de lucha nacional. Ya se sacó una solicitada. Bien, ahora hay que difundirla ampliamente con afiches que digan que los trabajadores no estamos ni con el indec de la patota ni con el indec para el FMI, y organizar una serie de actos públicos masivos con trabajadores de todo el país, todo tipo de acciones que nos muestren a los trabajadores a la ofensiva para así hacer escuchar nuestra voz.

Porque tanto la salida del gobierno como la de la derecha son reaccionarias, entonces debemos levantar una propuesta independiente desde los trabajadores. Nuestra posición es que desde la CTA se plantee un proyecto independiente del gobierno y de los bloques opositores (representantes de los lobbistas de la deuda externa y los neo bloques pro-sojeros). Por eso sería muy importante que la CTA convoque a un FORO en el que asistan en primer lugar las organizaciones de trabajadores, los sindicatos combativos, los profesionales y académicos comprometidos con las causas populares -profesionales estadísticos que no hayan estado con las consultoras privadas-, organizaciones sociales, estudiantiles y de derechos humanos, para discutir qué INDEC necesitamos.

Directorio colegiado elegido por los trabajadores

Desde la Agrupación Marrón queremos profundizar una discusión que ya venimos planteando a lo largo de estos dos años, pero creemos que ahora toma mucha más fuerza por el mencionado debilitamiento del gobierno y porque toda la oposición pro patronal quiere imponer “su proyecto de nuevo INDEC”. Claro que, reiteramos, todos anteponen el INDEC que le asegure los mejores negocios a los empresarios y a las políticas de turno.

Por eso necesitamos plantear un INDEC independiente de todos los gobiernos de turno. Un INDEC que sea autónomo, con financiamiento público del Instituto pero no gubernamental. La manera de conseguir esta perspectiva, creemos, es si conformamos una nueva dirección colegiada que sea elegida por los trabajadores, que establezca una dirección entre trabajadores y técnicos especializados. Que esté sujeta al control y la revocabilidad por parte de los trabajadores; con mecanismos de participación, control y discusión de organismos obreros y populares, como organizaciones sindicales, estudiantiles o asociaciones de consumidores, entre otras.

Desde esta perspectiva podríamos empezar otra discusión fundamental: el INDEC podría empezar a elaborar las estadísticas verdaderamente en función de los trabajadores y el pueblo y no al servicio de los lobbistas y los empresarios.

Estamos seguros de que un INDEC dirigido por sus trabajadores y técnicos, al mismo tiempo, sería el que podría asegurar cumplir con las demandas postergadas de pase a planta de todos los trabajadores, unificar igual tarea por igual salario y terminar con las desigualdades que el Instituto arrastra desde mucho tiempo antes de la intervención kirchnerista.

Temas relacionados: